martes, enero 15, 2008

El Peso de la Pluma

Una leyenda del desierto cuenta la historia de un hombre que iba a trasladarse a otro oasis y comenzó a cargar su camello. Colocó la alfombra, los utensilios de cocina, los baúles de ropas y el camello aguantaba todo. Cuando estaba a punto de partir, se acordó de una linda pluma azul que su padre le había regalado.

La fue a buscar y la colocó encima del camello. En ese momento, el animal no soportó el peso y cayó muerto.

"Mi camello no aguantó el peso de la pluma", debe de haber pensado el hombre.

A veces juzgamos de la misma manera a nuestro prójimo, sin entender que nuestra palabra puede haber sido la gota de agua que desbordó el vaso del sufrimiento.